Es increíblemente fácil (y económico) hacer tu propio jabón de manos antimicrobiano que hará un gran trabajo para mantenerte libre de gérmenes sin destruir la barrera protectora de la piel. Dado que este jabón casero no contiene ninguno de los tensioactivos agresivos que le quitan la humedad a la piel, nutre la piel y ayuda a prevenir la división y el agrietamiento que, irónicamente, pueden aumentar tus posibilidades de contraer una infección. Y agregar aceite de coco ayuda a humectar las manos cada vez que las lavas. ¡Sigue leyendo para aprender cómo hacer tu propio jabón de manos espumoso antimicrobiano con aceite de coco!

jabón de manos

Cómo hacer jabón de manos antimicrobiano

El jabón es más eficaz para eliminar ciertos tipos de gérmenes que los desinfectantes para manos a base de alcohol. El jabón tiene dos capas: Una atraída por el agua y otra atraída por la grasa. Mientras tanto, los virus tienen una capa externa de proteína y grasa que los rodea. Cuando los virus entran en contacto con el jabón, su capa de grasa se arranca y los destruye en el proceso.

Y no importa qué tipo de jabón uses. Mientras tenga espuma, tanto el jabón casero como el comprado en la tienda funcionan contra los virus, sin la necesidad de agregar agentes antimicrobianos adicionales como el alcohol.

Combinar el jabón de Castilla con el aceite de coco y una mezcla de aceites esenciales que combaten los gérmenes significa que puedes tener las manos suaves y limpias durante todo el invierno. Además, hace espuma al igual que los jabones de manos comprados en la tienda que generalmente están llenos de químicos.

Aparte del jabón de Castilla, los ingredientes que utilizamos son bastante intercambiables.

El aceite de coco fraccionado mantiene las manos suaves y retiene la humedad. Pero a diferencia del aceite de coco normal, no se solidifica en climas más fríos, por lo que nunca causa problemas con este jabón. Puedes sustituir la jojoba, la rosa mosqueta, la almendra dulce o cualquier otro aceite portador que se mantenga líquido a temperatura ambiente.

Los aceites esenciales agregan una capa adicional de protección antimicrobiana sin resecar las manos. Puedes utilizar los aceites que desees y tengas en casa, no es necesario que sean “antibacterianos” (el jabón hace la mayor parte del trabajo pesado en esta receta).  Y el agua simplemente diluye el jabón, por lo que produce mucha espuma.

TE PUEDE INTERESAR: CÓMO TOMAR BAÑOS DE LECHE PARA SUAVIZAR LA PIEL

Beneficios de los aceites esenciales:

  • Menta: Efectos antivirales, antibacterianos y antifúngicos.
  • Eucalipto: Germicida natural, también puede ayudar a tratar infecciones de la piel.
  • Clavo:
  • Árbol del té: Naturalmente antimicrobiano y antiséptico.
  • Hoja de canela: Antibacteriana, antiinflamatoria, antiséptica.

Nota: Si tienes piel sensible, usa menos aceites esenciales. Algunos de los aceites pueden irritar la piel sensible. El aceite de coco actúa como un portador para diluir los aceites esenciales, pero ten cuidado ya que algunos aceites pueden sensibilizar la piel con el tiempo.

Materiales

  • 3 Cucharadas de jabón de Castilla
  • 2 Cucharaditas de aceite de coco fraccionado
  • 15 Gotas de aceite esencial de clavo
  • 10 Gotas de aceite esencial de árbol de té
  • 5 Gotas de aceite esencial de canela, eucalipto y menta
  • Agua

Preparación

  1. Combina los ingredientes en un dispensador de jabón vacío, luego llena lentamente el resto del dispensador con agua.
  2. Atornilla la bomba y agita bien para combinar.

jabón de manos

¿Puedo usar aceite de coco virgen regular, en lugar de aceite de coco fraccionado?

No. El aceite de coco normal tiende a endurecerse a temperatura ambiente, lo que puede resultar en un jabón grumoso y obstruir la boquilla de la botella. El aceite de coco fraccionado, por otro lado, se mantiene líquido a todas las temperaturas, por lo que nunca tendrás que preocuparte por la formación de grumos.

¿Se puede usar aceite de jojoba en lugar del aceite de coco?

¡Sí! Si bien el aceite de coco tiene algunas propiedades antibacterianas, el jabón en sí es el principal combatiente de gérmenes en esta receta. Siéntete libre de cambiar cualquier aceite portador líquido que desees, en lugar del aceite de coco.

Pin It on Pinterest

Shares
Comparte este post