Durante los últimos años la tendencia en ropa y calzado infantil ha ido evolucionando. Los diseños solían ser limitados tanto en modelos como colores. Ahora la moda también es cosa de niños y las prendan abarcan un abanico mucho más amplio, adoptando incluso tendencias; como la moda de clones donde los pequeños pueden vestirse como los padres. Vamos a repasar lo que está definiendo actualmente la moda entre los consentidos de la casa, especialmente las que mejor se adaptan a los días venideros de otoño e invierno para que aprendas como tus hijos pueden ir cómodos y con mucho estilo.

Tendencias en ropa y calzado infantil

Antes de hablar sobre las tendencias en ropa y calzado infantil es indispensable tomar en cuenta que para los pequeños la comodidad siempre es prioridad. Aunque los adultos pueden hacer ciertos sacrificios, los niños no pueden ni deben seguir esto. ¿Puede tu hija correr, trepar, inclinarse, sentarse o girar cómodamente en su vestido? ¿Puede tu hijo correr, saltar y trepar en sus pantalones de vestir? Si su hijo sabe ir solo al baño, ¿puede lidiar con su atuendo? Son preguntas a tomar en cuenta siempre.

Sin embargo hay infinidades de prendas que proveen ambas cosas, de hecho, puedes ver muchos ejemplos de calzado y ropa infantil en Colores antes de hablar de las piezas de ropa indispensables para estas temporadas del año.

Moda de clones

¿Has visto a North West ir vestida como su mamá Kim Kardashian? ¿O al pequeño Saint como Kanye West? Pues de eso se trata la moda de clones y es la última tendencia entre los famosos y sus hijos. La moda de clones consiste en la moda de vestir igual entre padres e hijos. Es como hacer de los pequeños una versión miniatura de ti o tu pareja. Por supuesto, las prendas de los niños capturan el estilo general de las prendas de los mayores (colores, tipo de telas) y un corte similar pero más infantil. Los pequeños pueden jugar a ser grandes sin perder su esencia inocente.

En los días inminentes de otoño e invierno las madres y sus hijas pueden recurrir a prendas como chaquetas o abrigos de lana que son atemporales; en combinación con algún gorro tejido y/o botas, ambos son el último grito de moda este año.

Estilo clásico

El estilo clásico es perfecto para aquellos padres que se niegan a sucumbir en las últimas tendencias. No importa qué, las prendas clásicas aún siguen marcando pauta. Por prendas clásicas nos referimos a vestidos estampados o vestidos de vuelos, en el caso de las niñas; y en el caso de la moda varonil, un pantalón de vestir con una camisa unicolor o a cuadro. Lo mejor de estas tendencias en ropa y calzado infantil es que funcionan perfectamente para los días fríos de otoño o invierno. Un lindo vestido puede verse genial acompañado de un abrigo, medias e incluso una linda bufanda. Para ellos, la mejor opción es complementar el outfit con una chaqueta doble o de capucha.

Según el clima

Adaptar el estilo de los más pequeños de la casa a lo que dicte el clima es también una buena opción. Es preservar su comodidad de lleno. Para las niñas, pueden ser vestidos de algodón en verano, pantalones cortos y franelillas en primavera para combatir el calor de la época; en cuanto al invierno y el otoño, nada como dotar el armario de abrigos tejidos, cazadoras, chaquetas impermeables, conjuntitos de chandal, medias, calentadores. Para los niños también hay infinidades de prendas para invierno desde botas de lluvia, chaquetas reversibles, cazadoras con capuchas, guantes y más.

Estilo propio

Si bien es tentador pensar en ellos como tus “muñequitos”, deja que tus hijos participen en lo que usan. Si son niños pequeños entre las edades de 2 y 4 años, comienza por permitirles elegir entre dos opciones. “¿Qué camisa te gustaría usar hoy? ¿Esta o esta?”. Tomar decisiones en esta etapa es muy enriquecedor y fortalece su confianza. También los hace participantes activos en su rutina matutina.

A medida que crecen, déjalos ramificarse incluso si seleccionan una combinación que no necesariamente elegirías. Si combinan piezas en atuendos divertidos y extravagantes, pregúntales por qué tomaron esa decisión sin juzgarlo. Ve si es la forma en que se sienten las telas o las combinaciones de colores que les gustan. A veces sus respuestas te sorprenderán. Si bien son todos unos muñecos, son personas con sus propios gustos y preferencias. Al hacerles preguntas, les está ayudando a expresar sus opiniones y aprender más sobre ellas en el proceso. En los días más fríos, es de hecho, primordial, ellos mejor que nadie saben cuanto frío sienten. Así que puedes reducir la elección a abrigos similares y dejar que ellos elijan el o los que le convenzan. Te sorprenderás con el gusto peculiar que demuestran los más pequeños.

Pin It on Pinterest

Shares
Comparte este post