Aunque los gustos evolucionan constantemente, el deseo de crear una casa bien diseñada ha seguido siendo el mismo para muchas. Y eso no debería cambiar si te mudas con tu pareja por primera vez; Por eso te diremos cómo redecorar el hogar si te mudas con tu pareja para que ninguno salga enojado.

La clave para decorar un espacio compartido con el que ambos estéis contentos es no dejar que todas las decisiones de diseño sean unilaterales. Te lo prometo: es posible que las parejas combinen sus estilos de interiorismo y sus pertenencias cuando se van a vivir juntos sin sacrificar sus personalidades.

Cómo redecorar el hogar si te mudas con tu pareja

Sigue leyendo para saber cómo redecorar el hogar si te mudas con tu pareja sin comprometer vuestra estética.

Crea un tablero de Pinterest compartido

Pinterest sigue siendo un gran lugar para buscar inspiración para la decoración del hogar. Crea un tablero dedicado a tu nueva casa y compártelo con tu pareja para que ambos podáis pinear cualquier cosa que os llame la atención. También me parece útil crear subcategorías dentro del tablero para cada habitación, de modo que puedas organizar mejor tus pines.

Una vez que hayas reunido todas las fotos de inspiración, revísalas y busca temas que coincidan. ¿Qué tonos de madera, estilos de muebles o tipos de decoración os atraen a los dos? Encontrar estas similitudes os ayuda a establecer pautas a la hora de comprar y garantiza que ambos disfrutaréis del ambiente general de vuestro espacio.

Decide una paleta de colores unificadora

Al igual que encontrar puntos en común en cuanto a muebles y estilos de diseño, es útil identificar los colores que os gustan a los dos y que queréis utilizar en vuestra casa. De esta forma, si te llama la atención un cojín naranja en Amazon, pero la paleta de colores que habéis acordado es beige, blanco y dorado, sabréis que tenéis que buscar otro color que os guste a los dos.

Haz inventario de los objetos que tienes en casa

Al combinar dos casas, es probable que tengas varios artículos a la vez. Y a menos que tengas espacio para dos sofás, dos mesas de centro y dos cafeteras, tendrás que deshacerte de algunas cosas. Esto también te da la oportunidad de ver qué muebles existentes encajan con tu nuevo espacio y la estética planeada.

Lo que decidas no usar puedes venderlo en algún sitio como Ebay. Después de decidir lo que funciona, crea una lista de las piezas que querrás reemplazar o que aún no tienes.

No tengas miedo de mezclar estilos

Todos sabemos que los polos opuestos se atraen, y esto puede ser cierto tanto para las relaciones como para los interiores. Del mismo modo que una pareja tranquila puede aliviar tus nervios, una alfombra suave y peluda puede hacer que los muebles modernos resulten más acogedores.

Los diseñadores profesionales utilizan esta técnica de yuxtaposición para evitar que las habitaciones resulten demasiado combinadas o simplistas. Al principio puede resultar intimidante mezclar estilos de interiorismo, pero también es lo que hará que tu casa sea única. En última instancia, si te encanta una pieza, encontrarás la manera de hacer que funcione en tu espacio.

Ten cuidado con las piezas sentimentales

Dicen que la comunicación es la clave del éxito de una relación, y lo mismo puede decirse del éxito de una mudanza. Cuando revisen juntos sus objetos, se abierta y sincera con tu pareja sobre cualquier recuerdo sentimental que sea especial para ti. Puede que a tu pareja no le guste tu sillón favorito, pero si le dices que fue un regalo de tu padre y que para ti es importante conservarlo, entenderás mejor su amor por esa pieza y es probable que también la consideres importante. Respetar el estilo y las necesidades de cada uno hará que ambos os sintáis cómodos y representados en vuestro espacio común.

Pin It on Pinterest

Shares
Comparte este post