Hoy os cuento la segunda parte de mis vacaciones de este año. Ya saben en mi familia que soy incapaz de estar más de dos días sin pisar una gran ciudad, o como yo lo llamo, la civilización. Así es que después de pasar por Cuenca nos fuimos a Madrid, Aranjuez y El Escorial. Y el trato era hacer turismo una mañana, más una tarde de compras.

El primer día en Aranjuez con un calor propio del cuerno de África

Y es que hasta este momento del viaje el calor aún no nos ha abandonado (muy a mi pesar). Después de comer fuimos a ver el Palacio Real.AranjuezINT02La visita se hace por tu cuenta, aunque se pueden coger audioguías. La entrada incluye la visita al Palacio Real, el Museo de Feluas reales (barcos) y La casita del labrador. Para entrar a este último si que hay que ir con un guía a una hora programada, no lleguéis tarde porque os dejan en tierra.

La verdad es que todo es muy bonito, aunque la conservación deja un poco que desear. El Museo de Feluas solo me gustó por la cantidad de patos y patitos patosque había en el jardín de la entrada. Pero por favor, miradlos, si es que son presiosos.

En fin, si la realeza española no tuviera barcos personales no pasaría nada. De hecho solo hay 5 que se puedan ver… Está a unos dos kilómetros del Palacio, y la casita del labrador está a otros tantos, así es que os sugiero que vayáis en el tren que os ofrecen allí o en vuestro coche.

Madrid, oh Madrid lleno de tiendas donde comprar caprichos.

Palacio-Real-y-Catedral-de-la-Almudena-iStock-750x390

He ido a Madrid no sé cuantas veces en mi vida y nunca había visto el Palacio Real, podéis pegarme. Por cierto, os informo de que es gratis pasar de 18:00-20:00 todos los días, para todos aquellos que sean de la UE. La entrada normal son 11€ y la reducida 6€ (estudiantes, niños y mayores de 65) Está bastante mejor cuidado que el de Aranjuez. De hecho hay salas que todavía se utilizan cuando viene alguien importante. Incluso funcionan todos los relojes que hay de la colección de Carlos IV.

La Catedral de la Almudena está justo al lado. No hay que pagar para entrar a verla. He de decir que la arquitectura es bastante bonita, predomina el color blanco y a mi eso me encanta. Si vais, por favor, mirad bien los techos. Hay formas dibujadas para que parezca relieve, aunque aún no tenemos claro si era dibujo o relieve de verdad. Por dios sacadnos de la duda!Templo_de_Debod_-_01

Después comimos en el Mercado de San Miguel. Hay mucha variedad pero si no os gusta el pescado no os recomiendo que vayáis. Casi todas las tapas son de pescado, hay algo de paella y jamón everywhere. Pero el ambiente es chulo, muy español para que negarlo.

Por la noche fuimos a ver el Templo de Debod. Es una zona muy bonita para ir a pasear. Aunque es un monumento en un parque sin poder entrar ni nada, pero la zona es bonita.

Y aquí empieza lo que más nos gusta…

Y por la tarde llegó nuestra parte favorita, de tiendas!! Mi gran obsesión era ir a Burlesque, pero podéis compadeceros de mi porque estaba cerrada por vacaciones. Para los que no lo sepáis Burlesque es una tienda de brochas esencialmente con precios muy asequibles y una calidad excepcional. No tienen pagina web y los pedidos solo se pueden hacer por su página de facebook y con gastos de envío obviamente. Por eso quise aprovechar.

Después me fuí muy triste a Rituals, donde me quitaron todos los males con un masaje en las manos. Pero eso ya os lo contaré en el post del Haul de Rituals.

Mi última parada era Kryoland. ¿Por qué? Pues muy sencillo. Porque mi querida youtuber Ratolina puso en un video que había encontrado el iluminador perfecto, sin ningún tipo de partícula reflectora (os dejo el enlace de su video que me encanta). Si, todas enloquecimos. Así es que Lady A, se fue corriendo a comprarlo en Kryoland. Pero claro  se me había adelantado todo Madrid y no quedaba ninguno en ninguna tienda. Así es que me fuí triste solo sabiendo el tono y me toca pedirlo a la web. Os informo de que es el iluminador en crema tono Silk, referencia 5200.

El Escorial, y qué os cuento yo del Escorial

Pues no sé qué deciros. El Valle de los Caídos es basicamente un valle donde Franco decidió edificar una iglesia gigantesca donde enterrarlo cuando muriera. Me parece un tema complicado de tratar, para que nos vamos a mentir. Así es que solo diré que no hay nada de cobertura en toda la montaña, que la edificación es bastante impresionante y que los ángeles que hay dentro dan un poco de miedo.

Pero bueno, que esta parte del viaje en general me gustó mucho. Pronto os cuento el fin del viaje, Mérida y Salamanca. Prometo que es el último y ya vuelvo a mis temas normales. Un besazo guapos y guapas.

Mua!

Lady A.

Pin It on Pinterest

Shares
Comparte este post